lunes, 15 de julio de 2013

Llegar...


¿Cómo llegan las letras?
A través de mensajeros congelados en sistemas inhumanos,
o tal vez, mediante la ausencia de espíritu de un texto.

¿Por qué llegan las letras?
Así como un deseo enviado a la fuente del parque central,
las razones se ahogan en el silencio de la distancia.

¿Hacia dónde llegan las letras?
Mientras tu transparente presencia continúe en mi vida,
no vamos en ningún camino, peor dados la mano.

¿Cuándo llegan las letras?
Mediante tus formas de decirme una verdad inaudita,
inútiles acciones de ojos vacíos, prefiero que me dejes vivir.

Y si yo llegué a leer tus palabras,
no llegué a sentir mi corazón palpitar por tu anhelo,
ni llegamos a un arreglo.

Simplemente no llegamos a nada, 
nada más que continuar el adiós.

laranka
15/07/13

No hay comentarios: